Decoración de escaparate de tienda de moda con maniquíes

Diferenciarse de la competencia, captar la atención del consumidor y enamorarle.

Con esta intención, las tiendas de ropa recurren a los maniquíes como elementos claves en sus escaparates. Y es que cuidar hasta el más mínimo detalle en el equipamiento de una tienda de moda es un paso imprescindible para hacerse visible en un mercado saturado de marcas. Por eso, si estás inmerso en la labor de elegir maniquíes para tu tienda de moda, te damos algunas pinceladas para que aciertes con tu elección.

¿Quién no se ha parado alguna vez en mitad de la calle para contemplar un maniquí? ¿Quién no ha deseado llevar ese mismo look para ir a la oficina o a una cena? Pues justamente ese vínculo emocional es lo que pretenden crear los maniquíes cuando se usan como equipamiento para una tienda de moda. Una de las formas más eficaces para aumentar los deseos del consumidor de adquirir una prenda de vestir, conjunto o complemento en caso de estar indeciso.

Su funcionalidad está más que asegurada, tanto si se trata de maniquíes de hombres, mujeres, niños, abstractos, corpóreos o articulados. Son un plus para captar más tráfico dentro de la tienda y aumentar las ventas. Lo único que deberás tener en cuenta es encontrar el modelo perfecto que encaje con la personalidad de tu marca, el estilo de tus productos y el perfil de tu público objetivo. Al fin y al cabo van a ser parte de tu identidad visual, y por qué no, de tu plantilla, porque se convertirán en el dependiente más rentable. Está comprobado que los consumidores otorgan más credibilidad a la propuesta que ven en los maniquíes que a los consejos de un vendedor. Porque, en definitiva, su deseo es ser tal como ese maniquí, llevándose todo, desde los zapatos hasta la pamela.

Por otro lado, evalúa tus productos – precio, utilidad, si son para practicar deporte o para un evento de lujo – ya que de ello dependerá el utilizar un tipo de maniquíes para tu tienda de moda u otros. Además, ten en cuenta las dimensiones de tu escaparate para que tu inversión sea lo más acertada posible.

Y por si aún tienes dudas de su rentabilidad, te damos un último dato: las prendas que se exhiben sobre un maniquí reciben un 30 % más de ventas que las que se muestran en perchas o estanterías. ¿Convencido? Pues no lo dudes más y da el salto.

Sacramento Jáimez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *